AVISO IMPORTANTE

¡BIENVENIDOS AL NUEVO PORTAL GUILLERMOBARBA.COM!

Estimados lectores de Inteligencia Financiera Global: Este blog se ha mudado definitivamente al nuevo portal de GuillermoBarba.com . Agr...

viernes, 7 de agosto de 2015

AUTODEFENSA FINANCIERA CONTRA LA CRISIS

Hace unos días en el artículo “La inútil y costosa defensa del peso”, dijimos que dado que la secretaría de Hacienda y Banco de México (Banxico) no están haciendo lo correcto para defender de verdad al peso y la economía mexicana, se volvía indispensable tomar medidas de autodefensa financiera.

Varios lectores nos han consultado acerca de cuáles podrían ser esas defensas, por lo que aquí presentamos algunas que pueden ser de utilidad.

Lo más importante en opinión de este analista, es la educación financiera. Si usted tiene que consultarle a alguien más qué hacer con su dinero, entonces hay una tarea pendiente. El dinero es difícil ganarlo, conservarlo y más aún multiplicarlo, por lo que lo menos que se puede hacer es dedicar tiempo al estudio y otro tanto a la práctica, para aprender qué es lo mejor en esa materia según cada circunstancia particular. Se cometerán errores y se perderá dinero, pero es la única forma de aprender.

Dicho lo anterior, la primera lección de educación financiera es que sin importar el nivel de ingresos, estos deben ser siempre mayores que nuestros egresos.

Si la situación es la opuesta, la diferencia tiene que salir de algún lado –ahorros, créditos, transferencias, etc.-, pero por lo general dura por poco tiempo. A largo plazo esa situación es insostenible y llegan las quiebras.

En cambio, tener ingresos superiores a los gastos sí es sostenible indefinidamente y acumula ahorros. Con ellos se pueden hacer muchísimas cosas, desde conservadoras hasta muy arriesgadas.

Por ejemplo, está la vieja práctica de guardar el dinero “debajo del colchón”. No es tan mala idea, el problema es que en la actualidad conservar billetes –aunque necesario para casos de emergencia y otros gastos e imprevistos-, implica una irremediable pérdida de poder adquisitivo por la vía del alza de precios. Hay que tener un fondo en efectivo en una cuenta, caja de seguridad, o donde uno considere mejor, equivalente a varios meses de gastos, en caso de pérdida del empleo o de la fuente de ingresos. Esto nos permitirá también aprovechar oportunidades de compra en inversiones con alto valor a bajo precio.

Asimismo, otra parte de los ahorros se puede cambiar por oro y/o plata amonedados que tienden a conservar su valor en el largo plazo. Las monedas de metal puro (Ley 0.999) son la forma de invertir en metales preciosos que ofrece las mayores ventajas tanto para su compra, como para una eventual venta. Son más negociables, por ejemplo, que el metal en barras o lingotes. Las joyas, por tener un valor agregado muy por encima de su contenido metálico, no son la mejor forma de adquirir oro o plata, pero son otra opción para quien gusta de ellas.

Existen otras maneras de buscar conservar valor a largo plazo, como las obras de arte, bienes raíces, etc. Pero para ello, es necesario tener en cuenta una simple pero invaluable recomendación: compre alto valor lo más barato posible. Se dice fácil, pero la verdad es que la gente siempre cae en la tentación de comprar activos cuando han estado subiendo o están ya muy caros, que es cuando el riesgo de que su precio futuro caiga, es más grande. Con las actuales políticas de expansión monetaria de parte de bancos centrales de todo el mundo, hay mercados de activos inflados en burbuja por doquier. De ellos hay que cuidarse, es parte de nuestra tarea de educación financiera.

Cubierta la parte de “seguridad”, puede pasarse a inversiones más especulativas que, por lo mismo, ofrecen un mayor potencial de ganancias... y pérdidas.

En este rubro entran las inversiones en divisas, acciones, bonos, etc. Lo mejor es que uno mismo tome las decisiones luego de un buen proceso de estudio y análisis. Claro que hay servicios muy profesionales de asesoría, pero debe aprenderse a diferenciar los buenos de los malos, y los consejos valiosos de los meros discursos de ventas.

Por último, pero no menos importante, hablemos del emprendimiento. La experiencia enseña que el éxito está en función de múltiples factores, pero que el capital necesario no tiene por qué ser una limitante. De hecho, hay organizaciones que apoyan a los emprendedores, aceleran, promueven y mejoran sus proyectos y hasta los pueden ayudar a encontrar el financiamiento necesario. Siempre hay gente dispuesta a aportar sus recursos para las mejores ideas.


Aunque hay quien piensa que la siguiente crisis será el fin del mundo, lo cierto es que hasta de las peores los seres humanos hemos salido adelante. No dependa de que el gobierno le solucione la vida, porque pasa al revés. Dependa mejor de usted mismo, es la verdadera salida hacia su libertad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada